Verrugas Lunares Nevos y Melanoma

DE “VERRUGAS”, “LUNARES”, NEVOS Y MELANOMA

Comúnmente les llamamos “lunares” o “verrugas” a cualquier neoformación en la piel, y en el lenguaje médico, éstos tienen cada uno su nombre según su origen. La importancia de darle a cada uno su nombre adecuado es en sí lo que nos dirá la conducta a seguir con cada uno.

Las verrugas propiamente, son formaciones originadas por virus (de la familia del Virugs del Papiloma Humano, que infecta la piel, afectan frecuentemente dorso de las manos, codos o rodillas y plantas de los pies y el tratamiento será a base de medicaments tópicos queratolíticos que irán exfoliando poco a poco la lesión hasta desaparecer. En el consultorio también se pueden aplicar otros medicamentos queratolíticos que no están a la venta y nitrógeno líquido entre otros. También son conocidos como “mezquinos” y nada tienen que ver con las lesiones que se encuentran frecuentemente en cuello, axilas o ingles y que médicamente se denominan fibromas o acrocordones.

Los “lunares” o nevos, tienen su origen en las células névicas, derivadas de los melanocitos (células que se encuentran en la piel y producen pigmento” y son tumores benignos tan comunes que se encuentran prácticamente en todas las personas. Están presentes en el 1% de los recién nacidos, aumentan en número y pigmento en la infancia y adolescencia y algunos disminuyen o desaparecen en la edad adulta. Pueden localizarse en cualquier parte del cuerpo, aunque hay una fuerte relación entre exposición solar y número de nevos.

La importancia de estos nevos, radica en reconocer la diferencia entre un nevo y un melanoma maligno (cáncer de piel, altamente invasivo, ocupa el lugar no. 5 en la lista de cáncer más frecuente en Estados Unidos), para así poder detectarlo y tratarlo en las etapas más iniciales, cuando puede ser curable con alto índice de supervivencia. Los nevos que aparecen en la infancia y adolescencia se denominan adquiridos y tienen bajo riesgo de transformarse a melanoma y existen otros, llamados atípicos o displásicos que aparecen en la adolescencia y edad adulta, y que tienen más relación con el desarrollo de melanoma. Además de esto, los melanomas iniciales pueden parecer simples nevos o “lunares”.

Algunos de los factores de riesgo para desarrollar melanoma son los siguientes:
•Tener nevos atípicos
•Historia familiar de melanoma
•Más de 75-100 nevos en todo el cuerpo
•Nevos congénitos gigantes (más de 20 cm de diámetro)
•Historia personal de melanoma
•Inmunosupresión
•Bronceado crónico con UVA (o pacientes en tratamiento con PUVA)
•Quemaduras solares con ampollas en repetidas ocasiones
•Pecas o efélides
•Piel blanca, pelirrojo, ojos azules o verdes (piel que se enrojece a la exposición solar pero no se broncea)

Los dermatólogos recomendamos evitar en medida de lo posible la exposición solar, uso de protector solar, ropa adecuada y una revisión anual en el consultorio para así poder identificar nevos o neoformaciones recientes o sospechosas. Se llevará a cabo una exploración completa de piel, pelo y uñas (haciendo énfasis en áreas difíciles de autoexplorar como piel cabelluda, espalda, glúteos, plantas de los pies) en busca de lesiones con o sin pigmento. A “ojo desnudo” se pueden encontrar la mayoria de las lesiones sospechosas, aunque se cuenta con el dermatoscopio, una herramienta diagnóstica que es de gran ayuda para el dermatólogo, no es invasiva y consta de un aparato con lentes de aumento y luces polarizadas y no polarizadas que eliminan el reflejo de la capa córnea (la más superficial de la piel) y permiten observar estructuras más profundas, ayudando así a tener una mayor certeza diagnóstica. En base a los hallazgos encontrados en esta revisión, el dermatólogo decidirá si se continúan revisando anualmente los nevos, si hay alguno que requerirá biopsia o ser tratado específicamente.

La autoexploración de la piel cada 3 o 6 meses en casa, puede ayudar a encontrar lesiones que recientemente inician con cambios y pueden ser tratadas a tiempo.

——

Dra. Andrea B. Ruiz Leal
Dermatología y Cirugía Dermatológica
Dermika, Centro Dermatológico Láser
GDL: 36200484
Ajijic: 376-7662500
www.dermika.com.mx

X